- Advertisement -spot_img
InicioEditorialesLa dignidad de Maki

La dignidad de Maki

Reynosa es un nudo de pasiones, vendettas, negocios turbios entre familias y sangre. Queda perfecto el nombre de la película filmada por el chileno Nicanor de la Sotta Fragga, “Pueblo chico; infierno grande”.

El 12 de junio del 2013 las fuerzas especiales de Tamaulipas en conjunto con la extinta Policía Federal detuvieron a 3 integrantes del Cártel del Golfo; los cuales habían agredido meses atrás a la regidora priista Martha McDonald Chávez, ahijada del grupo político del extinto Serapio Cantú Barragán.

A Martha McDonald la mandaron a matar, por participar en la adjudicación ilegal de terrenos públicos a la sombra de notarías y grupos empresariales.

Las documentaciones se encuentran abiertas en litigios congelados por particulares, que demandan al grupo inmobiliario McDonald, junto a los hijos de Serapio Cantú Barragán y al operador ‘PRIMORENO’ Omar Ku Urtiz quien fue torturado y ejecutado, presuntamente también por el ajuste intestinal de la COMAPA.

Las grandes familias reynosenses se han dedicado al oficio más grande y antiguo aunado a la prostitución; la política. En ella han vaciado y exterminado cientos de obstáculos pasando la estafeta en administraciones, cambiándose de partido como «cambiar de calzones».

El Caso de la familia Peña Ortiz es excepcional; desde 1994 se incrustaron en el poder del yunque panista en Reynosa, en 2001 Ortiz es elegida regidora por mayoría, en la administración de Serapio Cantú Barragán de quien es socio mediante la empresa TRACOTAMSA (Transportaciones y Construcciones Tamaulipecos SA de CV).

Sus negocios crecieron en la Ciudad de México, después de que Acción Nacional le regalara la diputación federal en 2003, como comadre de Margarita Ester Zavala Gómez del Campo, el albiazul y su compadre Felipe Calderón Hinojosa, la integra a la Subsecretaria de Integración y Desarrollo del Sector Salud, para después convertirse en Senadora por Tamaulipas en 2012; finalizando como monarca de la comarca de Reynosa por 6 años, y con la rapacidad que la caracteriza dejando a su andrógino vástago encargado del despacho presidencial empaquetado en el disfraz de MORENA.

La preeminencia de Maki Ortiz, quedó destruida en su transmutación, a Morena, esto por el berrinche de no poder acomodar a su pequeño Yanqui en el partido que le dio todo. Le compró una candidatura con los recursos del pueblo, sin embargo, los faltantes en la administración de Reynosa quedarán sellados durante 12 o quizás 18 años.

Maki Ortiz, tal vez no alcance cárcel, por tener en COMAPA (en la administración de su correveidile Juan García Guerrero), prestanombres factureros de los líderes delincuenciales Héctor Sánchez Rivera «La Mimí» y su hermano Ernesto «El M22» causantes de la masacre de reynosenses el pasado mes de junio.

Maki Ortiz, en sus «rasgos de santidad» negó a Sergio Carmona «El Muñeco», cientos de veces, tanto que se peleó con el periódico El Universal y con el compañero y amigo Salvador Garcia Soto, a quien tildó de mercenario.

Maki omitió un pequeño detalle; no recordó que Martha McDonald Chávez, amiga de la familia fue asesora en Derechos Humanos y del DIF Municipal en Reynosa durante la administración de Carlos Víctor Peña Ortiz “Makito”, su hijo el cual ahora es alcalde de Reynosa por MORENA.

Martha McDonald Chávez, es hermana de Perla Sharaza McDonald Chávez, esposa de Sergio Carmona Ángulo alias «El rey del huachicol» o «El Muñeco» quien a través de Javier y Rolando Cantú y TRACOTAMSA se adueñaron de varios predios en Reynosa, como la Colonia del Periodista, los predios de la Rosalinda Guerrero o los campos de «los organismos» en el Boulevard Álvaro Obregón.

Maki Ortiz, negó que tuviera negocios con Sergio Carmona, sin embargo, su cuñada era asesora del DIF y sus familiares si tenían negocios con ellos; inclusive durante las primeras traiciones a Acción Nacional; Serapio Cantú, Carlos Peña Garza, José Ramón Gómez Leal y Sergio Carmona Angúlo apoyaron económicamente la campaña del priista Baltazar Hinojosa.

Y para recuperar el billete invertido a la fallida campaña, acomodaron de proveedor al Sergio Carmona «El Muñeco» en distintos municipios y en el gobierno de Tamaulipas; mientras todas las familias reynosenses se inflaron de pesos, conexiones y mañas.

Esa es la dignidad de Maki.

Hoy se duele de un proceso fallido de selección en MORENA, simulado y en el cual invirtió dinero desde un principio. No quiso ser el segundo lugar, y ahora se quedará sin nada.

Las personas conscientes y pensantes, le llamamos KARMA.

Tal vez la importación de aceite natural (huachicol) de Estados Unidos a México, vía P.M.I. COMERCIO INTERNACIONAL, S.A. DE C.V. no le esté dejando dinero, Carlos Peña Garza tiene que reclamarle a Agustín Armando Mejía Sánchez.

Y sabrá Dios si le dan dinero por medio de INTER ENLACE, LLC o FAST LINE TRUCKING LLC.

Eso también sería indigno.

Colofón.

El pseudo licenciado (No tiene cédula) Jonatán Rodríguez Treviño Director de Comunicación social en Reynosa anda muy recortado de dinero.

Tal parece que la familia Peña Ortiz no le paga sueldo.

Varios periodistas de pluma gorda andan pagando la cuenta en los comederos de “la bella airosa”. Dicen que el pobre apenas ofrece a los periodistas locales que cubren a MORENA la cantidad de 5 mil pesos por difundir los comunicados de “Makito”.

Mientras “La Verruga” sigue cobrando en dólares, de ciber sicario en las redes de Maki y el actual “alcaldito”.

¿Dónde quedarían los 168 millones de presupuesto que documentaron el 2021?.

A chambear.

- Publicidad -spot_img

Comparte y quédate con nosotros

60,193FansMe gusta
6,124SeguidoresSeguir
- Publicidad -spot_img

Más vistas

Related News